Te olvido con recuerdos

 
Lugar donde dejaste de brillar
y el cigarrillo,
a veces, enciende más que cenizas
y cardos celestes.
 
Si dejas espacios
y devoras las rutinas,
y conmigo dentro
matas cada instante,
 
en qué lugar te encontraré
dispuesta a olvidar,
detrás de un muro,
 
donde las blancas
espinas no llamen al dolor,
y el vino sea el de tu abdomen.
 
Licor de dioses,
poesía desterrada
de algún feliz comienzo,
y revivo con los versos,
 
y te olvido con recuerdos,
pero jamás con blancas
margaritas ni con santos óleos.
 

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s