De lo que no somos

 

Somos la circunstancia de alguien menos, eso que le pasa a nadie cuando recoge sus manos para abrigarse del frío y se pregunta qué pensará aquel tipo que parece no haberse rasurado en tres días, al fin y al cabo, todo parece tan relativo. Somos mucho más que palabras, no conviene contar con los dedos el odio que encerramos en las manos, tampoco es bueno besar la mejilla de la amada con preguntas en los ojos, a veces, es mejor dejar que todo lo que nos rodea sea hoy, ahora si es preciso, y no vivir contando las caricias.

 

Anuncios

Un comentario

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s