Libre albedrío

La vena suicida del fracaso

Nunca me dignes un tierno landó en la vena suicida del fracaso, 
no escuches mis palabras cuando las divinas estelas 
desdigan un cuánto más tierno que las doce estaciones del pecado.
Indigna este verso con los ojos, miraré con ansias andinas 
el versículo primerizo y malevo, desdigo también las fuentes de la luz
y sueño con tocar tus libres rezagos en la equidistante soledad.
 
Anuncios

Poema verano-invierno

No encuentro las llaves
ni la puesta del sol,
el martillo agrede
y este martirio invade.

No secuestro palabras
y en donde no, tal vez
suceden los días prosas
y dudas endémicas vienen.

No recuerdo mi nombre,
me llama y el fuego
escribe mejor con agua.

No requiero figuras,
me inducen a sentir
días dudas y torturas.

Poema perdido

 

Ganaron las batallas y perdimos,

a veces es decir poco

y no tengo ganas de luchar

contra lo inconsciente,

tampoco tengo dudas por pensar.

 

Desgarran los metales,

a versos es sentir mucho

y no dibujo tus equis ni tu nombre

y tu yo no es poco,

amante fiel y esclavo olvido.

 

Desgarro viernes y quizás,

no es forma de ahuyentar,

a veces sólo un rito

y no tengo martes duendes

ni prendedores de papel.